Marcas - RS Barcelona

El viaje de RS es la historia de un sueño en cuatro etapas.

Arranca con Rafael Rodríguez Castillo, un empleado de la metalurgia -y un currante de los de antes- que en 1975 decide montar su propio negocio. Su pequeño taller se convierte un día en una nave industrial en Viladecans, Barcelona, en la que ya hay sitio para que sus dos hijos se suban al carro.

Con la segunda generación familiar, el sueño de RS adquiere una nueva dimensión. Fabricar para otros da de comer, pero no alimenta lo suficiente. El gusanillo de la creatividad pica. Y encuentra su gran estímulo en el primer producto propio de la empresa: el futbolín de metal RS#2. Durante el camino se cometen un buen puñado de errores, de esos de los que se aprende mucho. Y así, aprendiendo sobre la marcha, el catálogo de RS crece y se hace un hueco en escaparates internacionales de referencia. A veces da vértigo mirar atrás. Pero cada pequeño paso adelante resulta emocionante.

La tercera etapa tiene su origen en la feria de Milán. Allí, conocemos a Stone Designs y decidimos dar un salto adelante juntos: RS producirá una buena parte de sus diseños. Desde entonces, disfrutamos como nunca viendo las cosas de otra manera. Por eso, RS da la mano a jóvenes diseñadores y a otros de reconocido prestigio para buscar ideas y conceptos innovadores para muebles y objetos.

Y así llegamos a la cuarta etapa del sueño. La que aún está por llegar. La que está esperando a la vuelta de la esquina. La que hoy estamos escribiendo.